Los libros que tiene en casa pueden convertir a su hijo en un gran lector

La cantidad de libros que debe haber en su casa, los 20 que no pueden faltar y el truco de Mario Vargas Llosa para que sus hijos devoraran su biblioteca.

¿El suyo? El más listo, sin duda. Espabilado como pocos. Despierto, curioso, activo. Todo padre habla de su hijo como el próximo Einstein, como la siguiente madame Curie; un bebé llamado a engrosar la lista de personalidades cruciales para la historia. Y esa creencia está muy bien; transmite al pequeño confianza y respaldo. Pero nadie nace aprendido, y cualquier aptitud —y actitud— es fruto del trabajo y el empeño. Como la capacidad lectora y el gusto por disfrutar de la palabra escrita. No existe una receta mágica, no hay barita para convertir al pequeño en un ávido devorador de libros, pero sí varias pautas para predisponerlo a ser, con el tiempo y por qué empezando por hoy, Día del Libro, un gran lector. Y la primera, la más básica, es visual. …

Leído en … “El País